Gilberto Guzmán | guerrerohabla.com

Detectan nuevo adeudo del Gobierno anterior por 2 mil 500 mdp; llega a 4 mil 800 el déficit



*No pagó el Gobierno de Ángel Aguirre el ISR de las Secretarías de Salud y de Educación

11,370 vistas

Agosto 15, 2016 22:39 hrs.
Gobierno Estados › México Guerrero
Gilberto Guzmán › guerrerohabla.com

Ante la crisis, no habrá condiciones para apoyar a Ayuntamientos con recursos para pago de aguinaldos, adelanta titular de Finanzas


El Secretario de Finanzas y Administración del Gobierno estatal, Héctor Apreza Patrón, informó que el déficit financiero recibido de la anterior administración subió a 4 mil 800 millones de pesos al detectarse un pasivo de 2 mil 500 millones porque las Secretarías de Salud y de Educación no pagaron el Impuesto Sobre la Renta (ISR) en el 2013.
Explicó que esos 2 mil 500 millones se suman a los 3 mil 300 millones que se contabilizaban como adeudo del gobierno de Ángel Aguirre Rivero y Rogelio Ortega Martínez.
De antemano, consideró que por la situación crítica de las finanzas estatales, ante una eventual petición de los ayuntamientos para que el Gobierno estatal les apoye con recursos para el pago de aguinaldos y otras prestaciones de fin de año, en esta ocasión no tendrá capacidad financiera, por la cantidad de adeudos que debe cubrir en forma urgente.
Este lunes, Héctor Apreza entregó en las instalaciones de la Auditoría General del Estado (AGE) el informe financiero correspondiente al primer semestre del ejercicio fiscal 2016.
Consultado sobre el déficit financiero que arrastra el Gobierno de Guerrero, explicó que cuando inició la actual administración recibió una deuda inicial por 3 mil millones de pesos del gobierno anterior.
Mencionó que aunque se han aplicado diversas medidas para reducir el gasto y se han buscado mecanismos para amortizar el adeudo, se acumulan nuevos pasivos y recientemente el Servicio de Administración Tributaria (SAT) le canceló a las secretarías de Salud y de Educación el Comprobante Fiscal Digital por Internet (CFDI), como consecuencia de que ambas dependencias dejaron de pagar el ISR durante el 2013.
En el 2013, todavía se encontraba al frente de la administración estatal el ex gobernador Ángel Aguirre Rivero, quien renunció al cargo en octubre del 2014, como consecuencia del Caso Iguala-Ayotzinapa.
Héctor Apreza explicó que en el 2013 se generó un adeudo de 2 mil 500 millones de pesos por el incumplimiento en el pago del ISR, y ahora se suma a los 3 mil 300 millones que ya se registraban como adeudo del gobierno anterior.
Sin embargo, advirtió que falta revisar el ejercicio 2014 y lo correspondiente a lo ejercido por la administración saliente y la entrante, durante 2015, por lo que sin conocer un monto exacto, destacó que el pasivo acumulado ya representa ’un hueco impresionante en las finanzas del estado’.
Precisó que actualmente, el adeudo global que enfrenta Guerrero es de 4 mil 800 millones de pesos, por las amortizaciones que se han realizado, y que han sido con cargo a las participaciones federales.
Subrayó que la administración anterior, que en el tramo final estuvo encabezada por el universitario Rogelio Ortega Martínez, dejó deudas derivadas de laudos laborales en etapa de ejecución, adeudos a terceros institucionales y como no previó el pago de prestaciones de fin de año, el Gobierno de Héctor Astudillo Flores tuvo que conseguir recursos para cubrir completamente los aguinaldos de los trabajadores.
En el rubro de aguinaldos, el funcionario recordó que se solicitó un anticipo de participaciones federales, recursos que todavía se le descuentas a Guerrero cada mes.
Aseguró que en su experiencia como servidor público, no tiene registro de una administración pública que haya entregado el sector financiero con tantas deudas y resquebrajado al nivel que lo entregó la administración 2011-2015.
Además, dijo que entre los meses de febrero y julio, el estado de Guerrero sufrió el recorte de 750 millones de pesos de participaciones federales, lo cual representa una grave afectación a las finanzas públicas.

Ver más